Archivo de la etiqueta: Universidad del Zulia

De Holas y Adioses de Rafael Tiano


Rafael Tiano (Maracaibo, Venezuela. 1985.)

Lector, músico y poeta. Licenciado en Musicología de la Universidad Católica Cécilio Acosta (Maracaibo, 2006) y licenciado en Gerencia de Recursos Humanos de la Universidad Dr. José Gregorio Hernández (Maracaibo, 2013). Sus poemas aparecen recogidos en las antologías: “Despedidme del sol y de los trigos”, “1er concurso de poesía por amor al arte”, “La vida es verso”, y “Deshojando sentimientos”. En la actualidad reside y labora en Ciudad del Carmén, México. Es autor de dos poemarios ambos publicados por Ediciones del Movimiento: “De holas y adioses” (Primera edición de 2013 por Ediciones Madriguera) y “Travesia” (2014).

mercado

"Bandido" de José Quintero Weir

José Quintero Weir.
Maracaibo, 1954. Novelista, cuentistas y ensayista. Profesor de la Escuela de Letras de la Universidad del Zulia desde 1986. Obtuvo la Maestría en Estudios Latinoamericanos con especialidad en Lenguas y Culturas Indígenas de la U.N.A.M. con la tesis “Lengua y pensamiento de los hombres de agua” y el Doctorado en Estudios Latinoamericanos de la U.N.A.M. con la tesis “Wakuaipawa / Chiyi barikaëg. Lengua, cosmovisión y resistencia indígena en la cuenca del lago de Maracaibo”. Convivió durante tres años entre las comunidades indígenas de la selva lacadona junto al Ejercito Zapatista de Liberación Nacional. Fundador de la Unidad de Estudios de Literaturas y Culturas Indígenas de la Escuela de Letras de la Universidad del Zulia. Fue finalista del Premio Planeta de Novela en Venezuela con Axuduara. Ha publicado los libros de relatos Maleconeros (1974), El viejo conde y el barco anclado (1975), Relación de Juan Hugo Pino (1991) y Gallos (1996); el libro de ensayo El camino de las comunidades (2005) y las novelas Los Andantes (1977), Axuduara (1993), Arostomba (1995) y la edición mexicana de Bandido (2005). Mantiene inéditas las novelas Pobladores y La última leyenda; y el libro de relatos Tiempo de Hordas.

mercado

Carlos Ildemar Pérez

Carlos Ildemar Pérez
(Maracaibo, Venezuela. 1964).

Carlos Ildemar Pérez

Poeta, ensayista, dramaturgo, crítico de arte y titiritero. En su infancia perteneció al Grupo de Títeres ChimpeteChampata. Es licenciado en Letras de la Universidad del Zulia. Magister en Literatura Venezolana. Magister en Teoria y Práctica de Artes Plásticas Contemporáneas de la Universidad Complutense de Madrid, donde cursó sus estudios del doctorado en Filología Hispanoamericana . Labora como profesor titular de la Escuela de Letras de la Universidad del Zulia, siendo desde 2006 su director y la persona que durante más tiempo ha ocupado dicho puesto en sus 55 años de fundada. Es miembro honorario del Movimiento Poético de Maracaibo, dictando desde 2012 los talleres de poesía que esta organización promociona en la ciudad. Fue invitado por la Universidad de Salamanca y el estado venezolano a dictar la Cátedra José Antonio Ramos Sucre de Poesía Venezolana. Su poesía ha sido valorada como una de las voces más auténticas del panorama poético nacional. Resulto ganador de la Bienal nacional de Literatura Ramón Utrera (2011), Bienal Nacional de Literatura Udón Pérez (1992) y fue galardonado con la mención publicación en la Bienal Nacional de Literatura Ramón Palomares (2011); entre otros premios, órdenes y condecoraciones recibidas. Dirige la Revista DE PALABRA.
Obra Poética: Los Heredarios (1988, 2013); Flores para cuando María Calcaño regrese (1990); Estrictis de las muchacha más cercana (1991, 2013); Papá Civil (1993); Sermones para vivir aquí (1993); ¡A que no me come el gato! (2000); Olas para niños navegantes (2000, 2006); Tráglaba Jetoria (2004); El señor Homo Sapiens se hace a la vida de poeta (2005); La mano de obra (2007); Chiquirriticos musicantes (2009); Versos en compañía de Pío y Pía (2012); Provinciano Cósmico (2011, 2013); Tierra Personal (2013, 2014); El bocablario (2014); Más feliz que una lombriz (2014). 


Selección de poemas 

*
SEÑA DE LOS USOS

 Sin perder el modo de cada extremo
Va por día en su último
Digan lo que quieran en parte o en persona
Del grano al infortunio
Para marcar el peso y la joroba
De vivir ya no se existe
El ombligo y su desencanto
De esa tierra como la lleva
En las comisuras
Otra muerte más para este muerto
A brincar sobre lo inmediato
Se alza según el ritual de las flores
A éstas las pateamos alegremente
Con el dolor debido
Cantamos algunas alabanzas
Que aún no sabíamos cantar
Medimos a todos con la hoja de la puerta
En cada despedida
Trabajamos a dios ciertamente
Y Hubo la inocencia completa
*
DOÑA ÁNGELA ELENA HERNÁNDEZ DE PÉREZ

 “Lo más mejor
El patio
Eso que está ahí
Pa vos aunque no esté
Donde el alma muchacho
Te se cayó”
*
TABÚES HABITABLES

El asunto es de pura animalidad
somos tú y yo y la poética.
Victor Valera Mora

 Está un poeta viviendo en tu casa
a la cocina nunca le ha vuelto
a funcionar el horno
Tienes y tenéis
un poeta durmiendo en la casa
los bombillos del jardín están
quemados desde el neolítico
Hallase un poeta vagando
impune rupestre en la casa
la grama se pudrió por el agua
de la manguera que ese mencionado señor
debió cerrar años ha
Existe uno en la casa como yo
los enseres y seres del lugar
están por desaparecer
abandonadísimos
la fiebre mundana de las pequeñas
y miserables deudas que te llegan al cuello
Tótem
guirnalda y cornucopia en más
de un tomo de declaraciones
soy precisamente en la extensión
de tus pasos
orate y gran llorón desnudo en la penumbra
erizado o energúmeno por verte
versificada en tomo de palomas góticas
que llevan misivas en sus picotazos de orfebre
escribo para ganarme
el idioma de tu saliva
para dormir bajo tu peso de hembra
¿aún no lo veis ?
Absoluto estoy
aquí a plenitud
gota a gota como la urgencia
del corazón en trasnocho que empuja
al pie de la letra su daga impuesta
y te idolatro con todo
el verso alborotado de mis verbos
En la luz indispensable
corporal que eres
acecho implacable al estilo
de una guerra avisada
¿cuándo empezarás de una vez a soñar
qué hacer
con tanto yo encima?
Me tenéis enconchado en tu casa
peor que una palabra malasangre
a viva voz e impune
y que no sé por cuál esperanza
resignación aberración etcétera
sigues sin destronar de tus afluentes
*
diolkis franos
CIRTERE apesla
ñamla tuisme
miacla ulmerce
felsan acekes
lejan caryen
resco guirta
kasdin charsa
pierbas rabasci
jerdace nuersos
lurios firruntas
nasmia suste
dulabris ulsas
resla darcios
toican klicar
larofan tancios
niskerátiles
*
Aunque vinimos en romería
Desde todas las distancias
Al Palacio porque habíamos triunfado
Ni se le pudo ver
El recién elegido y comitiva
Están ocupadísimos
Bailando en el salón de los espejos
Con sus acicaladas esposas
Nos pusieron del tamaño del empujón
Ya estábamos de alas chocando
Contra las copas de todo
Regresamos a nuestras regiones
A saber que al levantar el rostro
El sol seguirá siendo
Rumor de pan salado
En nuestra sed
Aprenderemos a ocurrir
Mucho más alto que el cielo
A leer las intenciones en el aire
Se acumulará el regocijo pleno
Del nomeolvides después
Seremos
La última palabra
*
F
Miren a este señor honorífico
Sus intenciones están por encima del sol
Protegido en su flux
Visita el barrio
Su dedo gordo rojo
Nos toca el corazón
y con un como de palo de polo la lengua
En el blanco formato del IVSS
Escribe
El sabio dictamen de nuestra pobreza
F.1
En alguna de estas puertas
Debe ser
Buenos días
¿Está el doctor?
¿En la otra puerta?
Gracias
Ya duele de girar la muñeca
Haría falta usar
Nuestra ascendencia y descendencia
Y la de otros también
En descubrir al señor honorífico
Sus rayos equis
¿En la otra?
Gracias
F.2
Por encima del sol junto a su maletín
Viene caminando el señor honorífico
Se acomoda los lentes
Respira resignación
Empieza a saltar
Lo salpica el barro
Que lleva a nuestras casas
F.3
El señor honorífico
Se da aires
Con el flux y la manía de bueno
Al doctor José Gregorio Hernández
La única diferencia
Es que no se para con las manos a la espalda
Las cruza en el pecho
Como algunas veces
El indio Guaicaipuro
F.4
En el papel del IVSS
Las indicaciones salvavidas
Están por encima del sol y de nosotros
A pesar de todo
Se hace familia
Prende la cocina
Tapa los huecos de las paredes
Entonces afuera duermen
Las cucarachas y el viento
Su mayor favor se improvisa
Al limpiar la pequeña
y redonda grosería
Que se oculta
Entre nalgas
*
FABULA Y MARIA
Fuiste marcando la arena
Con huellas de alga
Para que alguien te buscara en el amor
Rápido te embrujó el inesperado ruido
De cascabeles de la ola
Escuchaste platillos confundidos
Con el silencio del mar
Estaba pendiente
Extasiado
Músico de tu presencia mojada
El semidios
El fauno rostro de coral
Que había salido del fondo
Completa
Te Besaba
*
Irá desnuda a mirar frutas al mercado
Comentario escrito en la boca del barrio
Era cierto la más cercana
Sentada meciéndose en el columpio
Arrullando la muñeca de trapo
Aunque para el barrio sea nada más que embuste
La muchacha con el vestido y las sandalias romanas
Pasando tarantines y guacales
El desnudo se guardaba dentro de nosotros
Si salía
Era para ponerse cielo de nuestra parte
Cielo en la tristura
*
VIII
No sabemos pero las paredes
Tienen sus palabras
Hacemos sólo con colocar
La oreja y desciframos
Sus murmullos
Sus comentarios
A esto se debe que abuela
Nos haya tenido que mudar de pieza
Pues una vez escuchó clarito
Que la pared decía que el día menos
Pensado se tiraría encima de nosotros
Para que la dejásemos de miar

Luis Perozo Cervantes

Luis Perozo Cervantes
(Maracaibo, Venezuela. 1989)

Luis Perozo Cervantes

Poeta y ensayista. Estudiante de Letras Hispánicas en la Universidad del Zulia. Presidente fundador del Movimiento Poético de Maracaibo y coordinador del  Festival de Poesía de Maracaibo. Ha colaborado en los Cuadernos de Creación de Palimpsesto2punto0 (nº 2, nº 3, nº 4, nº 5, nº 6, nº 7, nº 8); así mismo ha colaborado en: la Revista Electrónica Letralia (Maracay, nº 235 y nº 244),  la Revista Electrónica El6A (Chile), Revista DE PALABRA (Maracaibo 2009, nº 4 y 5), Revista Ateneo (Los Teques, 2008 y 2009), Revista Volátil (nº 1), Revista Kuruvinda (Maracaibo 2009, nº 2), Revista Electrónica Remolinos (Lima, Perú 2008). Han aparecido en el planfleto poético El caracol de espuma (Barinas, nº11 y nº14). Poemas suyos fueron recogidos para las antologías: En la mira del mañana Vol.II (Nadie nos edita Editores, 2006) y Deleite Literario III (Fundalea, 2007). Fue miembro del grupo plástico-literario “Zapatórroto” (2007). Fue miembro de la Junta Directiva de la Red de Escritores del Estado Zulia (2007-09), como vocero del ámbito de certámenes, concursos y eventos. Ha sido editor del Volante Volátil (2008) y la Revista Volátil (2009). Ha ejercido como Coordinador General de la Fundación Andrés Mariño Palacio (2008-2012). Es miembro de la Sociedad Bolivariana de Venezuela desde 2005. Ha ejercido la docencia en el Instituto Universitario de San Francisco (2009) y la Unidad Educativa Don Carlos Medina Chirinos (2009-10). Dictó el Taller de Narrativa Breve Por la Brevedad del Caso, en la Universidad Católica Cecilio Acosta (2010); el Taller de Creación Literaría HABLA RADICAL (2010-11), auspiciado por la Cádetra Libre Poesía de la Universidad del Zulia y la Fundación Andrés Mariño Palacio; en el segundo semestre de 2011 dictó  Iniciación a la Creación Literaria. Un taller para todas las edades, en la Biblioteca Pública del Estado Zulia, con el auspicio del Unidad de Literatura de la Secretaria de Cultura del Estado Zulia; así mismo fue el facilitador el Taller Permanente de Literatura “César David Rincón” de la Secretaria de Cultura del Estado durante tres años. Fue preparador (2010-11) de la asignatura Taller de Lectura y Comentario de Textos I y II, de la Escuela de Letras de LUZ. Dictó el Taller Universitario de Iniciación a la Creación Literaria avalado por la Facultad de Humanidades y Educación de LUZ, para estudiantes de toda la Universidad. Asistió a I Encuentro de Poetas Liceístas (2006), en La Asunción, Estado Nueva Esparta; al XIV Encuentro Binacional de Escritores Colombia-Venezuela y V Coloquio Internacional de la Palabra (2006), en San José de Cúcuta, Colombia; IV Jornadas de Creación Literaria de la Universidad de Los Andes (2009). Fue organizador del Encuentro Nacional de Escritores Jóvenes (Maracaibo, 9, 10 y 11 de julio 2009) y del Encuentro Nacional de Ciberliteratura y Escritores Inéditos (2010), en homenaje a los quince años de la Revista Electrónica Letraria, primera en su estilo en el mundo. Fue miembro del Comité Organizador y ponente en el primer Congreso Escuelas de Letras de Venezuela, realizado los días 14 y 15 de julio de 2011, en la Universidad del Zulia. Con el trabajo: “Novalis y el amor de Ultratumba” resultó ganador del Primer premio mención Ensayo, del Concurso La Grapa Literaria, auspiciado por la Dirección de Cultura y la Escuela de Letras de la Universidad del Zulia y el Tercer premio en la mención Poesía del mismo concurso con el poemario: “Amoritud”. Obtuvo mención del jurado en el III Concurso Intenacional de Poesía “El mundo lleva alas” con el poema Escribir de amor en 2011, entre más 500 participantes alrededor del mundo. Fue merecedor de la Orden Estímulo al Mérito Literario “Andrés Mariño Palacio” 2007, mención narrativa, de la Secretaria de Cultura del Estado Zulia; y de multiples reconocimientos de la Escuela de Letras de la Universidad del Zulia por su labor de promoción cultural y apoyo académico.

Obra poética: Noche Electoral (2010); Poemas para el nuevo orden mundial (2011); A Puro Despecho (2012); Semántica de un tornillo enamorado (2012); Poemáticas (2013); Amoritud (2013); Political manifestation (2014).


Selección de poemas

*
La noche electoral
sabe a conserva de coco
y las grandes
vendedoras
con muslos tatuados
y faldas
rojas
se llenan
la boca diciendo
que su conserva
que su coco
que su
noche electoral
es noche buena

*
Con la tecnología moderna
hemos aprendido
que nada es posible
porque la tecnología
nos enseña que nadie vuela solo
que nadie ve unicornios sin lentes 3D
 
con la tecnología moderna
hemos aprendido
que parir
que comer
y hacer el amor
son como la poesía.
 
*
Estoy harto
de escuchar
a cretinos como tú
(que hollywoodense sonó eso)
leer mis poemas
con la boca
sucia
con las piernas velludas
con la cartera vacía
y los genitales erectos
¿Qué te crees tú?
¿Qué por ser poesía
soy del pueblo?
 
*
A una señora
le cayó una piedra
en la cabeza
se olvido de su nombre
sólo se sabe
un poema de Rubén Darío
está jodida
y no lo recuerda
 
*
Me hice artista
dijo un amigo
que había cogido a una puta
me hice marico
dijo un amigo
que había escrito un poema
me hice
dije
 
*
Nadie se niega a pagar
pero nos parece
un precio muy alto
 
un planeta
que derriba su propio muro de Berlín
y ahora nos cobra intereses
¿quién tendrá más razón
Hemingway o Marinetti?
 
*
A puro despecho
me desangro
pero de suspiro sigo latiendo
sigo desamando
quieto
el abandono
en el cuarto de máquinas
sólo queda el estallido de un corazón
añicos es muy completo
para describir la forma
por eso, a puro despecho
juntando los días que me faltas
las horas que no me tengo
me voy haciendo la coartada
mi apoyadura de recuerdo
 
*
Piénsalo bien,
estás cambiando a un artista
por un deportista
cambias a un poeta
por uno más de los futbolistas del patio
un ingeniero o vigilante
(un cualquiera más mortal que los mortales)
es el sustituto de tanto presente infinito en los poemas
sé que él te gusta más
sé que no aguantas tantas borracheras
sé que tienes toda la razón
pero piénsalo bien,
hay una inmortalidad de por medio.
*
Señores, mi lucha no es conmigo mismo
una nalgada no bastará
para dejar de ser poeta
Esto que me pasa
es más complejo
depende de la tristeza
(y palabras parecidas a la misma)
Mi verdadera lucha,
es contra ella misma (mi mujer)
que además de llevarse todo lo mío
también quiere llevarse la mitad de lo de ella.
*
Colgué un cartel en la cama
«Esposa extraviada. No revolver las sábanas
puede estar en la arruga más discreta»
y en el frente de la casa, colgué:
«Ponme la mano aquí
Macorina
si no vuelves
deja la mano»
y en el bar, por último, y para insistir en el duelo
«Malena canta tango
como ninguna
si alguien la ve
dígale que en estos versos
tengo su corazón»
Ojalá llame pronto
o tendré que colgar un cartel en mi pecho
«Por favor, no botar basura»
*
Creo que debes leer estos poemas
te hará bien saber que te sigo amando
que te sigo sufriendo
será bueno para ti
todo el mundo necesita un golpe de autoestima
quizás
salgas de tu casa
(después de leer estos poemas)
brillando
como salías
cuando acababas de hacer el amor conmigo
*
Una de las cosas más duras
fue la separación de libros
como si un estado civil
pudiera cambiar el final
de María de Jorge Isaac
así de ridículo como pensar
que tú tienes el tomo uno del Quijote
y a mí, por ley,
me toca morir para recobrar la cordura
me parece curioso
tu interés en Madame Bovary
o mi reticencia a perder La comedia humana
¿Cuántas veces nos ofrecimos
mutuamente el Ulysses?
En cambio, tomaste Orlando, con tanto gusto
Mi señora Dalloway
las obras completas de Gertrude Stein
Yo me quedé, en contra de tu voluntad,
con Silvia Plath y Anne Sexton
Así como percaté, habías escondido antes
aquella edición rústica de Casa de muñecas
Te dejé todos los Anne Rice, Tolkien, J.K. Rowling
me dejaste a Neruda, Huidobro, Vallejo, Cardenal
discutimos por Los amorosos de Jaime Sabines
era tan fácil que ganaras
cada libro que te daba
escondía un beso
para zambullirse en tu memoria
con cada palabra
No extraño los libros
los libros me hacen extrañarte.
*
Listo, señora mía, usted ya ha colmado mi paciencia
me han venido a decir
que tiene un pretendiente
siempre hay un hombre dispuesto
a desgraciarle la vida a los demás
no se deje convencer
no le haga caso a sus atributos físicos
no permita que se le insinúe, ni siquiera sutilmente
sea usted una mujer comedida
ahórrese todo lo posible las miradas a los ojos
no se deje calentar el lóbulo de la oreja
con descripciones, evidentes, de su belleza
pero sobre todas las cosas
no se vaya a enamorar
vea primero, como he sufrido yo
que aún la amo

Víctor Fuenmayor Ruíz

Víctor Raúl Fuenmayor Ruiz
(Maracaibo, Venezuela. 1940).

VICTOR FUENMAYOR RUIZ

Abogado, licenciado en letras, doctor en letras (La Sorbona, París), doctor en semiología (Instituto Altos Estudios, París), profesor universitario, bailarín y escritor (ensayista, crítico, poeta, narrador y dramaturgo). Destacado docente de la Universidad del Zulia en la Escuela de Letras, donde fue el introductor de la semiología y del estudio de Barthes, fue director de la Escuela de Letras y del Instituto de Investigaciones Literarias de esa máxima casa de estudios. Ha obtenido el premio de la bienal de poesía Ramos Sucre (1986) con “Libro mi cuerpo” y la mención en el concurso de novela Guillermo Meneses con Zonambularia. Fue el fundador del grupo teatral y de danzas Taller de Expresión Primitiva (TEP), presidente fundador de la Asociación Venezolana de Semiótica (AVS) y miembro de la Asociación Internacional de Críticos de Arte (AICA). En su juventud perteneció al grupo Cuarenta Grados a la Sombra y fue el codirector de la revista Pini-Ibe. Su obra teatral, Caja de agua, fue representada por el TEP el 24 de abril de 1987, en el Teatro de Bellas Artes de Maracaibo y cuyo texto ha permanecido inédito. Es un amplio conocedor del arte, ya que estudió sociología del arte en París; fue fundador de La Merced Tienda de Arte, don-de por primera vez en el Zulia se le dio un espacio a la fotografía para exposiciones no oficiales, además de haber sido jurado en múltiples salones, bienales y exposiciones de artes visuales. Ya jubilado, es docente de posgrados en Venezuela y en otros países, desde donde es solicitado constantemente. Presidente-fundador de la Fundación Instituto de Expresión y Creatividad (FIDEC), la cual organiza los “Talleres Internacionales de Expresión y Creatividad” en forma anual y con la colaboración del Ayuntamiento de Barcelona (España). Según su propia expresión: “Realmente lo que deseo es poetizar la vida con la danza y con la escritura» (…) «No puedo negar que hay una búsqueda estética en mi lenguaje y una búsqueda vital a través de la poesía. La búsqueda formal sin los momentos desastrosos o amorosos que nos toca enfrentar no tiene razón de ser. Pienso que la vida es una poesía que hay que descifrar». Así lo ha hecho siempre, ya que Zonambularia le resultó una novela de escritura poemática; sus cátedras de semiología y psicocrítica le dieron el placer de la enseñanza que lo ha ayudado a crear; y en el baile que aprendió en París, con Elsa Wolliaston, Sardono y Christiane de Rougemont, está todo: el poeta, el narrador, el de origen humilde, el maestro de armonía del cuerpo, el ensayista, el docente universitario, en fin, el hombre múltiple que ha logrado la transmutación en el artista múltiple y para quien la danza es la más auténtica de las artes integrales.
Obra poética
– Zonambularia. (1978)
– Donde la Luz me Encarna. (1990)
– Libro mi Cuerpo. (1991)


Selección de poemas
*
LOS CUARTOS SON BLANCOS ALUMBRADOS
Los cuartos son blancos alumbrados con tu imagen
Sin nada que mirar salvo a sí mismo.
Esperas conociendo de antemano que nadie tocará
Esa puerta sin pasadores por donde no sales
Ni entras,
Pues esperas.
No esperas. Tienes miedo y el miedo es diferente
Del hombre que eres y algunas cosas que no ves
.
*
OASIS ES EL TIEMPO Y EL LUGAR
Oasis es el tiempo y el lugar de los otros,
Tiempo de buscar una sombra y cobijarse,
De buscar unos ojos de ocasión
En el fondo de la inquietud.
Tiempo de quemar las velas.
Los hombres desconocen el nombre de esta tierra
Y de las ciudades en que pasan su vida.
El amor nació de un afán de conocer,
De dar un nombre a un desconocido que pasa
Bautizando la incertidumbre.
Después, los amantes llevan la cara del recuerdo.
*
Cuando dejo pender el cuerpo al unísono
Con sedienta y hambrienta garganta
gira con aventuras de tu sol y tu sombra
y renace en tierra con la sangre de todas mis sangres
Cuando humedezco la lengua en manantiales
En actitud fiera y salvaje, renazco
conquienes saben beber su sombra en agua quieta
SIn enturbiar el pozo para otros pasantes
Que beben superficies con las manos.
El agua moja mi lengua
con la misma cercana transparencia
en espalda de su espejo invisible
Reflejando todas las cosas en un cuerpo
O todos los miles de espejos
Que reflejan un único cuerpo que me habla.

Miguel Ángel Campos

Miguel Ángel Campos
(Motatán, Venezuela. 1955)

Miguel Ángel Campos

Sociólogo (LUZ, 1987), profesor universitario y escritor (ensayista, narrador), con residencia en el Zulia desde su niñez, caracterizado por su agudeza crítica y conceptual sobre la problemática literaria. Ha obtenido el premio de ensayo de la I Bienal Nacional de Literatura Mariano Picón Salas (1991), con La imaginación atrofiada y el premio Fundarte, mención ensayo literario (1994), con Las novedades del petróleo. Ha sido director-fundador de la revista Dominios, órgano de la Universidad Nacional Experimental Rafael María Baralt, donde se desempeñó como docente y coordinador de cultura. Profesor de la Universidad del Zulia en la Escuela de Comunicación Social y director de la Revista de Literatura Hispanoamericana, en su segunda época, así como colaborador de Imagen y de otros periódicos y revistas del país. Se le otorgó el premio Regional de Literatura mención ensayo (1997), pero lo rechazó. ´Fue miembro de redacción del suplemento “Signos en rotación” del diario La Verdad. Estuvo a su cargo la selección, estudio preliminar y notas del libro Ensayos Escogidos, de Mario Briceño Iragorry, con motivo del centenario de su nacimiento (1997); participó en el libro colectivo El teatro Baralt y la ciudad (1998) con motivo de su reapertura.

Obra publicada: Tonos (1987); La Imaginación Atrofiada (1992); Andrés Mariño Palacio y el Grupo Contrapunto (1993); Las Novedades del Petróleo (1994); La ciudad velada (2001); Desagravio del mal (2005); La fe de los traidores (2005); Incredulidad (2009).